CONEXIÓN DEL LAVAVAJILLAS A LA RED DE AGUA CALIENTE

Inversión: media, dependiendo de la marca, tipo y capacidad Retorno: 5-10 años

DESCRIPCIÓN DE LA TECNOLOGÍA

En aquellas instalaciones en las que se hace un uso importante del lavavajillas, como hoteles y restaurantes, pueden conseguirse importantes ahorros mediante su conexión a la red de agua caliente, ya que el mayor consumo eléctrico de estos electrodomésticos se debe al calentamiento del agua.

Esto implica que el agua no se calentará ya mediante una resistencia eléctrica (ineficiente), sino que el agua caliente necesaria provendrá directamente de la caldera, con mayor eficiencia y menor coste. Suelen recibir el nombre de electrodomésticos bi-térmicos.

Esta medida es extrapolable a las lavadoras en el caso de hoteles con lavandería.

No todos los lavavajillas ofrecen esta posibilidad, por lo que debe considerarse en el momento de adquisición del nuevo equipo.

MEJORAS CONSEGUIDAS

Los ahorros pueden variar entre el 10 y el 60%. Además de la reducción en el consumo eléctrico, también tiene un efecto en la reducción de potencia demandada.